Ministro de Salud advierte que la COVID-19 no se ha ido del país

Compartir
Ayer se registraron 459 nuevos contagios y ocho decesos por coronavirus

El ministro de Salud Pública advirtió que el coronavirus aún no ha desaparecido del territorio dominicano, por lo que apoyó la solicitud, por cuarta vez, del actual estado de emergencia que impera en el país desde el pasado 18 de marzo y concluye el próximo lunes 1 de junio.

Rafael Sánchez Cárdenas, durante la presentación del boletín epidemiológico número 69, expresó que a pesar de la puesta en marcha de la primera fase de reapertura económica hace ocho días y el equilibrio logrado entre la incidencia de la epidemia y la capacidad de respuesta del sistema hospitalario para atender los casos que se han presentado, tanto el toque de queda, como las demás medidas de distanciamiento físico, reforzamiento de la higiene y el uso de mascarillas deben mantenerse para evitar posibles rebrotes del virus que este martes dejó 459 nuevos contagios, es decir, 268 más que el día anterior y ocho muertes en el país.

“Es legítimo y válido que el Presidente de la República pida al Congreso Nacional la prolongación del Estado de Emergencia y mantener la contención del toque de queda para evitar que el distanciamiento social se pueda, simplemente, relajar y facilitar la transmisión, que es lo que queremos cortar”, enfatizó Sánchez Cárdenas.

Para el funcionario, la ocurrencia de nuevos brotes dependerá del comportamiento de los ciudadanos si retornan a la vida social sin acatar las medidas recomendadas.

“Por eso es que decimos, no ha desaparecido la COVID- 19 en la República Dominicana, por tanto, los ciudadanos no pueden hacerse los locos y pensar que pueden estar en la calle y hacer todas sus actividades como si la COVID-19 no existiera. Si eso ocurriera en la conciencia de cada uno de los miembros de esta población entonces, sí estaríamos en peligro”, subrayó el funcionario al ser cuestionado al respecto.

Sánchez Cárdenas destacó que gracias a la efectividad de las políticas aplicadas por el Gobierno, bajo la asesoría de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), se ha logrado contener el alcance y la magnitud de la epidemia, evitando el colapso del sistema sanitario que se vaticinaba “alarmantemente” y que al día de ayer, contaba una disponibilidad del 60% de camas para atender esta patología.

No obstante, dijo que por sugerencia del propio presidente Danilo Medina a la Comisión que conduce el proceso, se dispuso un reforzamiento de la cantidad de camas y ventiladores por los brotes que pudieran generarse a raíz del proceso de desescalada emprendido en el país.

“Para el Ministerio de Salud Pública esta situación no ha concluido y por tanto, el periodo de emergencia debe prolongarse e igualmente el toque de queda establecido por el presidente de la República debe también mantenerse”, subrayó.

Manifestó que es deber de los ciudadanos acatar las medidas sugeridas por las autoridades para reducir los contagios y poder seguir abriendo la economía y restableciendo la vida social hasta lograr que el coronavirus sea una enfermedad de poco cuidado en el país.

Sobre las elecciones

A juicio del funcionario, siguiendo esas recomendaciones, la celebración de las elecciones presidenciales y congresuales, pautadas para el próximo 5 de julio, no corren peligro de suspensión.

“La propia Junta Central Electoral ha indicado medidas también que se han señalado dentro del protocolo para las elecciones que se van a tomar. Eso va en la dirección correcta, en la planificación que la Junta está haciendo. De manera que, no hay, al día de hoy, tomando estas medidas, nada diferente a lo que puede pasar, según nuestra perspectiva al día de hoy, de lo que pasa en un supermercado o en otras instituciones cuando va gente a comprar masivamente a los mercados”.

El ministro de Salud también informó sobre la existencia de un brote de COVID-19 en la cárcel provincial de La Altagracia, donde de 274 presos evaluados, 28 resultaron positivos al virus mediante pruebas de PCR tras un operativo conjunto realizado junto a las autoridades de la Procuraduría General de la Republica. Dijo que de los 28 positivos, 11 fueron ingresados en el Hospital provincial y uno está bajo ventilación mecánica.

En 8 provincias se reducen casos

Sánchez Cárdenas reveló que según los datos estadísticos, ocho provincias del país muestran un comportamiento epidemiológico en meseta, donde la curva de casos comienza a descender, como es el caso de Santiago, Duarte, Sánchez Ramírez, Monseñor Nouel, Puerto Plata, María Trinidad Sánchez, Hermanas Mirabal y La Vega.

En el extremo contrario, están la provincia Santo Domingo, el Distrito Nacional, San Cristóbal y Espaillat, que muestran un incremento de casos, elevando la curva hacia arriba.

Con respecto a San Cristóbal, que acumula un total de 859 casos y una tasa de positividad de un 27.11%, dijo que esta provincia ha mostrado un comportamiento paradójico, con un número variable de casos, tras asegurar que la intervención realizada recientemente por las autoridades ha permitido la búsqueda y localización activa de sospechosos a partir de los mapas de positivos que han permitido su detección y aislamiento oportuno.

Al evaluar el impacto de la flexibilización de las medidas restrictivas, el ministro indicó que la tasa de positividad general se ha mantenido estable en un 18.84 por ciento y que habrá que esperar algunos días más para analizar si se producen cambios notables.

Sobre los efectos que podría acarrear la apertura de los centros comerciales dispuesta por el Gobierno ante la celebración del Día de las Madres, dijo que esta forma parte de la reducción de las medidas de confinamiento y que habrá que esperar para evaluar el período completo y tener una perspectiva más amplia de su impacto. Del boletín epidemiológico del martes, sobresale que de los 459 casos nuevos, 249 corresponden al Gran Santo Domingo, 52 en lugares no especificados, 41 a Barahona, 39 a San Cristóbal, 22 a La Altagracia y 19 a Santiago.

El ministro informó que de los casos activos, 4,052 están en aislamiento domiciliario y 2,210 en aislamiento hospitalario, dentro de los cuales, hay 542 bajo monitoreo del sistema. De esos 542, hay 112 en Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) y 57 bajo ventilación mecánica.

RD seguirá usando hidroxicloroquina

El ministro de Salud también enfatizó que el uso de la hidroxicloroquina para el tratamiento de pacientes con coronavirus no se va a interrumpir en el país, pese a la suspensión de los ensayos clínicos que llevaba a cabo la OMS ante los riesgos de muerte que su uso entraña. Recordó que en el país existe un protocolo para el uso de este tratamiento usado originalmente para tratar la malaria y el lupus, el cual contempla que no se le suministre a los pacientes cardíacos y aquellos que tienen trastornos para el segmento QT del electrocardiograma, el cual debe ser seguido por el personal de salud. “En vista de que no había indicación específica para ello, los países han estado usando experiencias del ámbito clínico o de investigaciones previas o posteriores siguiendo el derecho que tienen a la autodeterminación en sus sistemas de salud pero, desde luego siguiendo las orientaciones de la OMS”, dijo el ministro de Salud.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir