Elizabeth Hazim: “nada de lo que dijo la ministra es así”

Elizabeth Hazim niega rotundamente malas relaciones con subalternos o sus jefes .

Cultura. La cancelación de Elizabeth Hazim como directora del Museo de las Casas Reales y el robo de un boceto de Iván Tovar llenan de brumas el ambiente cultural.
Elizabeth Hazim salió al paso en la tarde de ayer a la ministra de Cultura Milagros Germán, en el programa Famosos Inside de CDN, tras aquella realizar afirmaciones que le involucran, durante una entrevista en un programa televisivo.

Una pregunta realizada a la ministra específicamente sobre lo publicado en el periódico elCaribe dijo que el cuadro se encuentra “extraviado”, refiriéndose al robo del boceto de Tovar. Dijo que el cuadro “se extravía entre el martes de Semana Santa y el miércoles , entre la tarde noche del martes a la mañana del miércoles que es cuando la persona que entra de nuevo al Museo de las Casas Reales se da cuenta de que ese boceto... no está en el sitio de exhibición”.

La ministra expresó que entienden que “cualquier persona desde dentro del museo, de la misma empleomanía o de los mismos que entraron a disfrutar la exposición pudo haberlo sacado”.

Según Germán el hecho se investiga, “pero sí se da dentro de la gestión de la señora Elizabeth Hazim, ella sale el lunes siguiente y el cuadro se pierde entre martes y miércoles”.

Acerca de la salida de Hazim, aclaró que no tiene ningún vínculo con la pérdida del cuadro. “Y de hecho a nosotros nos sorprendió porque quien nos debió informar a nosotros de la pérdida del cuadro era ella. Ella estaba fuera de la ciudad. Salió de la ciudad el martes aparentemente. Era Semana Santa. Y el cuadro se pierde el miércoles. No sabemos las razones por las cuales a ella no se le notificó siendo ella la directora. Y si se notificó, por qué no nos lo notificó a nosotros como Ministerio de Cultura”, opinó la ministra.

Aseguró que el lunes se enteraron del extravío del cuadro. “Y ya el lunes nosotros teníamos un proceso de separación de la señora Hazim por asuntos de personal... Teníamos algunas quejas del personal por debajo de su gestión y por encima. Faltas a la disciplina jerárquica, tanto hacia abajo como hacia arriba”. E insistió “fueron varias consecutivas quejas... La citamos varias veces, no pudimos celebrar esa reunión por distintos motivos. El miércoles cuando la cito a mi despacho ya había salido. Es cuando se iba a hacer efectiva la desvinculación”, aseguró.

Entre otras cosas la ministra insistió en que Elizabeth fue la primera persona con el que el departamento de seguridad, el mayor Edgar Soto se comunica. “Habla primero con todos los empleados del museo y luego con ella”. Lo cual difiere de la versión dicha a este periódico por la ex directora.

Según Elizabeth Hazim :“Estoy muy sorprendida de la versión que dio ella. Entiendo y quiero creer que la información que ella dice y la versión que ella dice, es una versión que le dan a ella. Pero te puedo decir que de todo lo que dijo y todo lo que le preguntaron, nada es así”.

El turno de la ofendida

Dice que el miércoles estaba en su residencia de Juan Dolio y recibió una llamada de recursos humanos para que fuera en la tarde, aclaró que estaba fuera de la ciudad y le dijeron ‘ven el lunes a las 9’.

“El lunes me apersoné al Ministerio de Cultura, a las 9 menos cuarto llegué, efectivamente me recibió y sin mediar muchas palabras me entregó un folder con la destitución... La leo y le digo que me diga los motivos por la cual me están apartando del cargo que como directora, en el que iba a cumplir ahora 2 años y 21 años como subdirectora de la institución, que no he recibido ninguna queja formal, ninguna llamada de ningún superior mío, nada”, aseguró.

Sobre las supuestas quejas de superiores y subordinados, la también abogada dijo rotundamente que “Nada más lejos de la verdad, nunca en la vida en el tiempo que tengo, ni cuando doña Carmen Heredia , ni doña Milagros, mi amiga Milagros, se me llamó para darme una queja. Nunca”, narró entonces el incidente con un profesor guía entrado en edad que está para jubilación, que se quejaba de los parqueos dados al evento e Ivan Tovar.

¿Avisó o no avisó?

Sobre el aviso que -según la ministra- no hizo expresó con firmeza: “Claro que sí avisé. De hecho yo no me entero del robo hasta el lunes que yo llego al museo con mi carta de destitución a informarle a mis empleados que me destituyeron, a las 9 y 40, y a la 1 la curadora me dice “ay mira, se desapareció un cuadro de Tovar”, yo obviamente me alarmo, me molesto. Inmediatamente cogí el teléfono y le marqué al mayor Edgar y le digo “Edgar, se ha desaparecido un cuadro de Tovar, necesito que vengas inmediatamente” y él no fue. Al otro día, cuando yo no estoy ya en el museo, él se apersona allá, no el Dicrim, se apersona el seguridad de Cultura, incluso Edgar me dice a mí en una llamada “esto a toda luz aparenta algo para hacerle un daño a usted”, dicho por Edgar”, asegura.

“¿Por qué el Dicrim va, por qué ponen la querella en la policía? Porque se pasa un video con una noticia diciendo “destituyen directora del museo de Las Casas Reales, roban cuadro de Tovar”, obviamente ya el Ministerio (de Cultura) está en la obligación de poner la querella”, narró.

“A mí se me pidió, el señor Yuri, que es el comisario de la exposición, me pidió que yo pusiera la querella, a lo que yo le dije “no, yo no puedo poner esa denuncia porque yo no soy la directora del museo ya”. ... Mira que cosa más extraña, con respecto a que ella dijo que la Policía me había interrogado y el Dicrim, no es cierto. ¿Sabes cuándo el Dicrim me contactó? ¡¡¡Ahora mismo me acaba de contactar el Dicrim!!! La coronel Cecilia me acaba de contactar, ahora, hace cinco minutos”, aseguró.

“No entiendo por qué ella dijo todas esas cosas inciertas, sabiendo Milagros, que no son ciertas. ¿Quién está detrás de todo esto?”, se preguntó la exdirectora.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.