La coerción como un juicio de fondo

    La solicitud de medida de coerción contra los implicados en la mentada Operación 13 tiene tres días dando vueltas, lo que se ha convertido en norma para casos simples o complejos. Es que las audiencias para coerción semejan juicios de fondo, e incluso antes de que sea adoptada una decisión a nivel de opinión pública hace rato que se ha dictado sentencia porque la acusación es batida y rebatida. Quizá porque son tan sabrosos los shows coercitivos, fue que los abogados de Dicent y de la locutora se opusieron a que la audiencia fuera transmitida en vivo y directo, no vaya a ser cosa que aparezca alguien que cante como Girón.

    Mantente informado!

    Recibe en tu correo actualizaciones diarias
    de las noticias más importantes de la actualidad.