PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Los partidos políticos trabajan en la reorganización de sus fuerzas y estructuras de cara a la contienda del 2024 que suponemos será más interesante que la pasada, por los actores que intervendrán en la misma.
Ya los presidenciables de las principales fuerzas políticas están completos: Luis Abinader, por el Partido Revolucionario Moderno (PRM), Abel Martínez por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y Leonel Fernández por la Fuerza del Pueblo (FP), mientras que el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), ha dicho que llevará candidaturas propias, pero aún no hacen un anuncio oficial.

La dirigencia de los partidos se encuentra en posición de ataque, para completar la boleta con la que esperan participar en 2024, tanto para las municipales como para las congresuales.

Hay caras visibles con una impronta y arraigo considerable como para no tener que negociar con nadie su participación en la contienda, o que puedan reelegirse en la posición que ostentan. También otros que pese al trabajo que han realizado se encuentran en una cuerda floja, dado a la cantidad de posibles candidatos disponibles para la posición existente, a esto se le suma el tema de las figuras que entrarán como parte de las reservas a participar en la contienda.

Senadores, diputados, regidores, alcaldesas o alcaldes, en fin, ya la lista va avanzando y en torno a los números, algunos se mueven, a otros les faltará más que un buen padrino para lograr repetir en el cargo o simplemente subir un escalón más.

En el partido de Gobierno se siente más intensa la guerra interna que libran algunos, en pos de lograr su propósito.

El PRM tiene una tarea difícil a la hora de jugar el ajedrez político en torno a las fichas que colocará en posiciones estratégicas en el Congreso y los ayuntamientos.

Esa frase de -no hay cama para tanta gente- se hace cada vez más evidente y el dolor de cabeza ya está sembrado en la cúpula del partido oficial.

Se gestan campañas de descrédito en contra de compañeros a quienes unos cuantos quieren ver fuera del juego, puesto que los consideran como fuertes rivales y a otros que entienden han llegado de último y les ha tocado un festín.

Es fácil canibalizar los procesos, lo difícil es recomponer las cosas, al final se deberán ver las caras unos y otros para llevar el barco a puerto seguro en 2024. La política compay…

Posted in En voz alta
agency orquidea

Más contenido por Emelyn Baldera