Urge un remenión

Dicen que están presos y un teniente de la Fuerza Aérea por pretender asesinar a la procuradora adjunta Yeni Berenice Reynoso y a un coronel que la ayuda en la investigación del caso Coral (el del general Adán Cáceres y socios sabidos y secretos)… ¿Y entonces, colorín colorado? No. Nunca. Esa conspiración no puede ser ocurrencia de un cabito y un tenientico, sino de coronel para arriba, en un país donde la guardia no acepta fácilmente que le tranquen un generalote…. (Entonces, se impone que Abinader disponga lo inaplazable: un remenión de la mata militar para que caigan las grandes frutas amoratadas).

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.