Pinceladas sobre la Virgen de Higüey

Mañana es el día de la Virgen de la Altagracia, denominada Protectora del Pueblo Dominicano. Se confunde con Patrona, título que corresponde a la Virgen de las Mercedes, ambas, advocaciones de María, madre de Jesús. Salvaleón de Higüey, fue fundada por Juan de Esquivel en 1506 por orden de Nicolás de Ovando, luego de aplastar los nativos que allí vivían. Posee Escudo de Armas, por disposición real, desde diciembre del 1508 y permaneció como Parroquia del partido del Seibo durante todo el período colonial. Para 1512 se establecieron allí los hermanos Alonso y Antonio de Trejo, naturales de Placencia, Extremadura, España, quienes instalaron un trapiche y trajeron consigo la imagen de la Virgen, donada más tarde a la parroquia para ser venerada por todos¨, fijándose el 15 de agosto como fecha de festividad.

Una crónica de 1650 dice: “La ymagen miraculosa de nuestra Señora de Alta Gracia está en la villa de Higüey, Son innumerables las misericordias que Dios Nuestro Señor a obrado y cada día obra con los que se encomiendan a su Santa ymagen” En 1690, los españoles invadieron el territorio del Oeste derrotando a los franceses el 21 de enero, en la batalla de la Sabana de la Limonade, donde murió el gobernador francés Cussy, retirándose luego los vencedores a Santiago. Como las tropas elevaron sus plegarias a la Virgen de la Altagracia la víspera del combate, tras triunfar iniciaron la celebración de su fiesta religiosa en ese día, en vez del 15 de agosto.

Monseñor Meriño obtuvo licencia Papal para consagrar esta fecha como festividad de precepto porque no podía ser la de Agosto porque ese día se celebra la Asunción de la Virgen. Con el tiempo, se perdió el conocimiento del origen de la imagen y fue el padre Moreno del Christo quien inventaría la leyenda del “Viejo, los Dos Ríos y del Sueño Misterioso”, que surge por los vacíos históricos y que Rafael Deligne recogió en su obra Encargo Difícil y por igual el escritor Juan Elías Moscoso en su obra Chiquitica de Higüey. El lienzo venerado, dominando la majestuosa Basílica de Higüey y considerado milagroso, mide unos 42 cm. de ancho (16.5 pulg.) por 54 cm. de alto (21.25 pulg.) Muestra a la “mujer” del Apocalipsis 12:5 que acaba de dar a luz un Hijo, con San José detrás.

Tiene una corona de 12 estrellas, simbolizando los apóstoles; muestra la “alta gracia” de María, Madre de Dios, reina de la iglesia y del cielo, representado por las estrellitas de su manto. Exhibe una escena de la Natividad, considerada como obra primitiva de la escuela española. Fue pintada a finales del siglo XV o a inicios XVI, sin saber el origen y en los testimonios de información, no se consigna nada relacionado.

Su marco es una obra de arte de un desconocido orfebre dominicano del siglo XVIII hecho en oro, piedras preciosas ofrendadas y esmaltes. Sabemos que alguien posee interesantes informaciones que entiendo ha de compartir en esta celebración.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir
Noticia anteriorFallo del TSA tiene a la JCE paralizada y a partidos confundidos
Noticia siguienteJhonatan Liriano es candidato a diputado por el Frente Amplio