Nathalie: “Dedicarse al arte y vivir de él es un gran desafío”

Nathalie Peña Comas se convirtió en la primera dominicana nominada al Latin Grammy en el renglón Música Clásica.

La joven soprano dominicana Nathalie Peña Comas es miembro de la ópera estatal de Viena

Semanas atrás se dieron a conocer los nominados a los Latin Grammy, premios que reconocen la labor de los artistas en toda Latinoamérica y el Caribe. Entre el conglomerado, se destaca una de las nuestras: Nathalie Peña Comas, cantante lírico que en la actualidad goza de un sitial preferencial en la escena local y que, a base de esfuerzo, disciplina y perseverancia, se hace espacio en la internacional.

A lo largo de su carrera es la primera vez que somete un proyecto a la Academia: “Nos sentimos profundamente agradecidos y honrados de que se tomara en cuenta el álbum Alta Gracia para la décimo octava edición de este prestigioso galardón. También agradezco la generosidad de Don Alejandro Grullón y el Grupo Popular por haber apoyado nuestro proyecto discográfico”, cuenta la artista, quien conversó con elCaribe vía telefónica desde Austria, en Viena.

Para Peña Comas, quien se ha caracterizado por su alto sentido humano, ser la primera dominicana nominada en el renglón Clásico de estos premios, no es un logro personal, más bien el resultado de un arduo trabajo en equipo. “Con esta nominación se reconoce la labor de los dominicanos en la música clásica, que dicho sea de paso, va ‘in crescendo’ (en crecimiento) en nuestro país. Espero esto sea un estímulo para que los buenos trabajos que se vienen desarrollando en República Dominicana reciban la atención de expertos en el exterior”, manifestó, consciente de que dedicarse al arte y vivir de él es un gran desafío, sobre todo, según dijo, porque al artista se le exige mucho, siempre debe mantenerse en perfecta forma (condición técnica, musical y preparación escénica).

“El que siente pasión por lo que hace se enfoca en la satisfacción de poder expresar un mensaje a través de la música y en compartir su arte. Es un trabajo muy duro y competitivo, pero lleno de plenitud”, agregó.

Aunque es difícil hacerse espacio en este género, a lo que Nathalie respondió de forma afirmativa, destacó que no es imposible. Adicional al talento aseguró que se requiere de mucha disciplina, pasión, trabajo, perseverancia, paciencia y fe.

Su trayecto

A pesar de que muchos entiendan que su carrera ha ido en ascenso velozmente, en realidad no ha sido tan rápido. La ha construido paso a paso. Son ya 28 años dedicados a la música; lo que está ocurriendo es la cosecha de todos los años de siembra. A esto se suma que su repertorio musical no se ha limitado al puramente clásico, lo que le ha permitido navegar por las aguas de lo popular. “Recuerdo que desde niña fue siempre muy inquieta, ¡era tremenda!”, dijo entre risas. “Pero creo que ha sido el gran motor que me ha llevado hasta el lugar donde hoy me encuentro. Soy muy curiosa, me encanta crear, buscar nuevos sonidos, colores… por eso me he acercado a otros géneros musicales, mezclándolos con canto lírico. Me divierto mucho haciéndolo”, explicó la intérprete, recalcando, además, que para una artista de su índole, en estos tiempos en los que el público ha cambiado, “debe ser vital la flexibilidad… así como el bambú, que danza con el viento”.

Proyectos actuales

Desde el pasado septiembre, Nathalie Peña Comas pertenece a la ópera estatal de Viena. “Es un gran privilegio. El trabajo es muy intenso, a veces ensayamos hasta siete óperas distintas por día, algo que nunca antes había experimentado; ensayos intensos de hasta 10 horas, más las funciones. Es un proyecto a tiempo completo que disfruto muchísimo”, explicó.

Adicional, continúa sus proyectos como solista independiente y en el Ensamble Spirituosi, que conforma junto a sus talentosas hermanas (Evelyn y Nicole) y otros tres músicos, que tiene como fin la difusión de la música clásica y folclórica de América Latina y el Caribe en Europa.

“Recién terminamos un proyecto de ópera tango, Una Noche en Buenos Aires, con tres exitosas presentaciones en Viena, que pronto se extenderá a otros países y continentes”, dijo. Adelantó que los próximos 12 y 17 de octubre presentarán en España el álbum Souvenir Latino de Spirituosi, en Tarragona (Auditorio Josep Carreras), y en Madrid (Conservatorio Superior de Canto), respectivamente. Otras presentaciones en Viena y en el interior de Austria están pautadas para noviembre y diciembre. “Terminaremos el año en Santo Domingo”, puntualizó.

“Alta Gracia” honra a la Virgen María

La producción Alta Gracia, con la Nathalie Peña Comas está nominada a Mejor Álbum de Música Clásica, hace honor a la madre espiritual del pueblo dominicano, la Virgen María, en su advocación Virgen de la Altagracia. Se trata del primer disco del género clásico realizado por una artista dominicana, compuesto por 10 emblemáticos cánticos del repertorio universal, entre ellos los escritos por Giulio Caccini, Charles Gounod, Giovanni Battista Pergolesi, Wolfang Amadeus Mozart y Pietro Mascagni. También figura la obra “Ave María”, del dominicano Manuel Tejada, una composición a la altura de cualquier trabajo vocal-litúrgico internacional, que estrenó la soprano dominicana en junio de 2015, en Bielorrusia, y que también resultó nominada en los Latin Grammy Awards en la categoría Mejor Composición Clásica Contemporánea.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.