PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

El Inabie reducirá el nivel de azúcar en los alimentos. La institución dice que actúa de conformidad con la ley

El programa de desayuno y almuerzo escolar traerá cambios para el próximo año lectivo que inicia el 19 de septiembre, con miras a seguir contribuyendo a la buena alimentación de la comunidad educativa.
Así lo informó la doctora Ana Carolina Báez, encargada de nutrición del Instituto Nacional de Bienestar Estudiantil (Inabie), quien señaló que reducirán la cantidad de azúcares para proteger la salud de los escolares.

En la entrevista especial de elCaribe y CDN, la especialista adelantó que para el siguiente año escolar se eliminará el néctar que se le solía dar a los estudiantes, por lo que se alternará la entrega de leche con una bebida fortificada hecha con cereal y baja en azúcar.

Declaró que también están haciendo pruebas con los productos de panificación para diversificar los panes y galletas que reciben los alumnos.

“Hemos estado haciendo algunas pruebas de utilización de harinas alternativas, incorporación de frutas y otros tipos de nutrientes”, expresó la profesional de la salud, quien destacó que los citados productos tienen mucha más proteína de los que se pueden encontrar en una panadería convencional.

En relación al almuerzo, dijo que desde el año pasado están trabajando en la reducción del sodio que según sus palabras, estaba un “poquito elevado”. Señaló que junto al Programa Mundial de Alimentos buscan garantizar que el arroz que se utilice sea fortificado para incrementar el aporte de hierro para los estudiantes.

Preparación

Báez informó que antes de llevar el desayuno y almuerzo a los centros educativos, seleccionan los alimentos que se incluyen en el menú; que deben ser saludables, no pueden ser procesados o condimentados, ni tampoco embutidos.

“A partir de ahí se elaboran ciertas recetas y combinaciones que tienen que pasar por un proceso de estandarización donde se prepara y se calcula un rendimiento para cuando el proveedor vaya a preparar las raciones, no se pierdan sus características organolépticas”, expuso.

Manifestó que también se hace un cálculo nutricional en base a las necesidades de los grupos de edad de los colegiales, que van desde los 5 a 9 años, de 10 a 14 y de 15 a 19.

Aseguró que en la jornada escolar extendida entregan aproximadamente el 70 por ciento del requerimiento nutricional diario que necesita el estudiante, indicando que el 30 por ciento restante lo adquieren en su casa con la cena.

Procesos independientes

La encargada de Compras y Contrataciones del Inabie, Heidy Herrera, detalló que las unidades operativas del área trabajan en base a lo que establece la ley, ya que son independientes en sus actuaciones.

La funcionaria explicó que la Dirección General de Compras y Contrataciones Públicas (DGCP) funge más bien como vigilante del cumplimiento de la normativa; no obstante, destacó que tiene dentro de sus facultades suspender los procesos de licitación ante la falta de transparencia.

Dijo que el órgano rector está presente en todas las actuaciones que realizan, con un acompañamiento constante para que todo salga de la manera correcta.

“Hemos tenido dos oficiales del cumplimiento y cada uno de ellos nos ha dado acompañamiento en todo el transcurrir del proceso”, agregó.

La última licitación abierta del organismo en la que participaron 2 mil 177 suplidores, se hizo para elegir a los encargados de llevar el desayuno y el almuerzo a las escuelas públicas en los periodos lectivos 2022-2023 y 2023-2024.

En el proceso se ofertaron 1,340 lotes de servicio.

La encargada de Compras Heidy Herrera.

Otros detalles sobre el almuerzo escolar

La doctora Ana Carolina Báez resaltó que la comida es equilibrada, con una fuente de proteína que puede ser cerdo, res, pollo, huevo o bacalao. También cuenta con carbohidratos como arroz, víveres y pasta, además de vegetales en diferentes combinaciones de ensaladas. Dijo que los platos varían, ya que para una dieta saludable es importante ingerir alimentos diferentes diariamente. Sobre los cambios en el programa, la especialista en nutrición dijo que fueron motivados por el reciente aumento de sobrepeso y obesidad, así como por la aparición de enfermedades crónicas como la diabetes, las afecciones cardiovasculares y el cáncer en los menores de edad.

El menú
Dato. Los platos elaborados por un equipo de nutricionistas van desde mangú y puré de papas, hasta arroz, habichuela y carne.

Posted in País
agency orquidea

Más contenido por Luis Silva