¡Oh, los electrodomésticos!

La llamada de atención viene ante la escandalosa denuncia de que el Plan Social de la Presidencia del Gobierno del PLD se propone usar de nuevo electrodomésticos como instrumento de ventajismo electoral.
Viendo la insistencia del partido-gobierno para que la JCE le acepte el delito electoral de usar los fondos públicos en favor de sus candidatos, me llega, “como del rayo”, un testimonio relacionado con esa forma más degradante y humillante que el de comprar cédulas para anular votos opositores.

Después de unas cuestionadas elecciones nacionales, que “ganó” el PLD, fuimos Dilcia, mi esposa, y yo, a llevar a dos sobrinitos york dominicans que vacacionaban en casa, a pasarse unos días con sus abuelos paternos.

Los abuelos vivían en un tranquilo y modesto barrio de Enriquillo, el hermoso pueblito barahonero apretujado entre la mar y el corte abrupto de la montaña Los Lindos, de la sierra del Bahoruco.

Cuando a media tarde íbamos a coger carretera de regreso, el abuelo me contuvo: Usted no puede irse sin que yo le muestre el crimen que ocurrió en este barrio. Temí que había ocurrido algún asesinato pasional. Pero desde la puerta trasera me apuntó a varias casitas, indicándome una por una a las familias que el PLD había inventariado como opositores, a los que a cambio de retenerles sus cédulas hasta el día después de las elecciones, les “donó” una máquina de coser, una nevera, una estufa y “otros electrodomésticos y enseres del hogar”.

No será fácil conseguir el testimonio del abuelo, Jesús Maria Paulino, Chu, ya fallecido, hombre serio y respetado por todos en Enriquillo, en Los Patos y todo el litoral hasta llegar a Barahona, de donde viajaba a la capital a transportar pasajeros en sus guaguas.

PERO aunque no se encuentren en Google, revisando polvorientos archivos de periódicos pueden encontrarse las feas acusaciones que se han hecho unos a otros altos dirigentes del PLD, de usar los electrodomésticos comprados con dinero del Estado para imponerse en las primarias en que se han disputado sus nominaciones presidenciales. Algunos “vencidos” por el estado están entre los denunciantes.

Sigamos con el tema, y veremos algunos santos y no tan santos, vivos y muertos, caer de sus altares.

Los dominicanos hemos oído cómo regímenes absolutistas han sido derribados por las redes sociales.

Que vuelva el PLD a comprar conciencias usando electrodomésticos adquiridos con el dinero de todos, y apuesto peso a cabo ´e túbano a que las subidas a Facebook, Twitter e Instagram los derrotan desde antes de las elecciones.
Corren días luminosos.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.