Extremar higiene es clave contra influenza

El lavado de manos frecuente es una de las medidas recomendadas.

Mientras crece el temor entre la población por la eventual entrada del coronavirus al país, continúan multiplicándose los casos de influenza estacional que en las últimas semanas han provocado ausentismo laboral y escolar, así como la escasez del oseltamivir, un medicamento usado para su tratamiento.

En muestras procesadas en el Laboratorio Nacional de Salud Pública Dr. Defilló se evidencia que continúa la circulación de influenza A H1N1, pdm 009, H3N2 e influenza B.

De acuerdo con el más reciente boletín epidemiológico, factores como los cambios de temperatura, favorecen el desarrollo de las infecciones respiratorias agudas, y aunque algunas no pasan de ser un resfriado común, dependiendo del estado general de la persona puede complicarse y causar neumonía.

“El mecanismo de transmisión se da a través de las microgotas de un paciente que tose o estornuda, también puede ocurrir a través del contacto con manos contaminadas con secreciones respiratorias seguida de la auto-inoculación de la mucosa de la nariz o boca y mediante la propagación de aerosoles respiratorios infecciosos muy pequeños a corta distancia”, detalla.

De ahí que, para evitar la proliferación de gérmenes, es sumamente importante el lavado de manos frecuente; cubrirse la boca al toser y estornudar y que la población en riesgo, como los menores de cinco años y mayores de 65, embarazadas, personas que padezcan hipertensión arterial, diabetes, asma, así como el personal de salud se vacunen todos los años.

Dicha vacuna es gratuita en los 1,410 puestos de vacunación del Programa de Ampliado de Inmunización (PAI) del Ministerio de Salud Pública y mediante pago en clínicas y centros privados.
El director del PAI, Zacarías Garib, informó que este año se distribuyeron alrededor de 400 mil dosis en todo el país y quedan en existencia otras 60 mil.

El especialista enfatizó que esta vacuna, que protege contra tres de los cuatro virus que circulan en el país, es para uso exclusivo de los grupos priorizados, los cuales deben vacunarse con tiempo, para que el cuerpo produzca los anticuerpos y defensas, lo cual suele tomar entre una y dos semanas.

Los signos y síntomas de la influenza suelen aparecer de manera repentina, incluyendo fiebre, tos, dolor de garganta, mucosidad nasal o nariz tapada, dolores musculares y corporales, dolor de cabeza y fatiga o cansancio.

Limpiar cerraduras, teclados y teléfonos

Para prevenir la influenza en el trabajo y la escuela, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC, por sus siglas en ingles), recomiendan limpiar habitualmente los objetos y superficies que se tocan con frecuencia como cerraduras de puertas, teclados y teléfonos, y tener un adecuado suministro de pañuelos, jabón, toallas de papel, desinfectante para manos a base de alcohol y toallitas desechables.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.