Avatar
Director Ejecutivo Consejo Nacional de Zonas Francas de Exportación (CNZFE)

Las zonas francas han demostrado una vez más su resiliencia ante procesos de crisis

Cuando el sector zonas francas de nuestro país se vio seriamente afectado por los efectos de dos procesos o eventos, uno interno y otro externo, que ocurrieron a finales del año 2004 y principio del 2005, como fueron la apreciación del valor del peso dominicano y el desmantelamiento del Acuerdo de Textiles y Vestidos (ATV); el mismo supo sobreponerse y reinventarse.

A partir de ese momento se inició un proceso de diversificación productiva dentro del sector, pues para ese momento el mismo dependía en cerca de un 50 % de las exportaciones de confecciones textiles y en un 70 % en la generación de empleos. Hoy día, ese proceso de diversificación queda evidenciado cuando vemos que nuestro principal producto de exportación son los productos médicos, seguido por los productos electrónicos, manufactura de cigarros, textiles, joyería, calzados, servicios, entre otros.

Con la llegada de la pandemia del covid-19, nuestras zonas francas demostraron el gran potencial de resiliencia que tienen, pues no obstante haberse proyectado un decrecimiento de entre un 12 y 30 % en el comercio mundial de mercancías, en nuestro sector ese decrecimiento solo fue de un 5.6 %, manteniendo las zonas francas su primacía en el valor total exportado por el país, con un 59 %.

Las exportaciones del sector zonas francas experimentaron un crecimiento de 15.5% en el primer trimestre del año, respecto al mismo período del 2020. Entre enero y marzo de 2021, las cifras de exportaciones ascendieron a US$1,655.6 millones, en comparación con los US$1,432.8 millones registrado en igual periodo del año pasado.

Hace pocos días, el Banco Central difundió en su Indicador Mensual de Actividad Económica (IMAE) que la segunda actividad económica en mostrar el mejor desempeño en marzo de 2021 fueron las zonas francas al registrar un crecimiento de 32.4%. Estas son sólo algunas de las cifras positivas que demuestran que RD cuenta con un sector de zonas francas con capacidad de dar respuesta a las crisis.

En sentido general, las zonas francas seguirán demostrando su resiliencia y capacidad productiva a través de la generación de empleos, colaborando con la meta del presidente Luis Abinader de crear 600,000 nuevos puestos de trabajo directos, para lo cual contamos con un Plan de Relanzamiento bien definido, con un sólido compromiso de los actores, liderado por el presidente de la República y el trabajo continuo de las autoridades vinculadas al sector exportador, así como los líderes empresariales.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.