LDF: gran empuje para el fútbol dominicano

El fútbol dominicano inició sus primeros pasos en el año 1953 con la fundación de la Federación Dominicana de Fútbol (Fedofútbol), que tuvo influencia de Europa, de donde proviene este deporte que dio paso posteriormente a la creación de clubes integrados en su mayoría por españoles, franceses, ingleses, entre otros.

En ese mismo período se afilia a la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA) y más adelante, en el año 1964, se asocia de forma estratégica a la Confederación de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe de Fútbol (CONCACAF). Sin embargo, en el país aún no se contaba con un conglomerado profesional de clubes y jugadores, más bien era una asociación “amateur”, que se transformó radicalmente en el año 2015 con la institución de la Liga Dominicana de Fútbol (LDF), como la máxima autoridad del sistema profesional de ligas.

La LDF representa el torneo de mayor relevancia en el balompié local, con su competencia establecida en la primera división. Los clubes que forman parte actualmente del circuito son: Atlético Vega Real, Moca Fútbol Club, Atlántico Fútbol Club, Atlético San Cristóbal, Cibao Fútbol Club, Atlético de Pantoja, O&M Fútbol Club, Delfines del Este Fútbol Club, Atlético San Francisco y Jarabacoa Fútbol Club.

Es a partir de este momento que los oncenos dominicanos adquieren un repunte significativo y otro nivel en lo profesional. Por igual se inicia un camino de logros, experiencias y reconocimiento internacional deportivo, que se abre camino con estos 10 clubes participantes, que logran conectar con sus fanáticos y a la vez se proyectan para ayudar a crear la marca global del fútbol dominicano.

Esta nueva franquicia futbolística impulsada por valores familiares, cuyo eje central es la unión social, la disciplina y la dedicación con importantes personalidades preocupadas por estimular el deporte en beneficio de los jóvenes y la nación, da paso a un fenómeno que podemos llamar “el boom del fútbol dominicano”. Todo esto desencadena un movimiento en lo económico, social y empresarial por este deporte que estaba dormido, aunque vale la pena resaltar que se practicaba en ciudades como Santo Domingo, Santiago, La Vega, Bonao y La Romana, entre otras.

En el presente existe una voluntad gubernamental y empresarial en desarrollar este deporte en el país, con su estimulación en las escuelas, colegios y academias privadas, entre otros detalles que por igual se suman al remozamiento de campos de fútbol en el país.

Así lo manifestó el presidente Luis Abinader en el inicio de la VII edición de la LDF que comenzó el pasado 17 de abril en el estadio del Cibao Fútbol Club.

“Personalmente, como presidente debo apoyar los deportes, pero ustedes saben también que por el legado familiar tengo un compromiso especial con el fútbol para impulsarlo y desarrollarlo como nunca antes en la República Dominicana. Por eso estamos apoyando. Cada día hay más fanáticos y hay un sueño de una persona muy querida que no está con nosotros que nos decía que la República Dominicana tiene que llevar un equipo a el Mundial y yo estoy seguro que vamos hacerlo con la calidad de todos los equipos y podemos soñar con ese objetivo. Cuenten con todo nuestro apoyo para desarrollar el fútbol como nunca antes”, aseguró el mandatario.

De igual forma, el presidente de la Liga Dominicana de Fútbol (LDF), ingeniero Manuel Estrella, reconoció públicamente a Abinader el gran apoyo que le está dando al fútbol y a todos los deportes en el país a través del Ministerio de Deportes y el Ministerio Administrativo de la Presidencia. “Gracias a esas ayudas del gobierno y de la FIFA estamos haciendo este torneo. El presidente además nos ha ayudado a arreglar la infraestructura de los estadios”, expresó Estrella.

La LDF debe, en lo adelante, trabajar para reunir las mejores condiciones posibles para así continuar escalando posiciones a nivel mundial. Es un camino largo, pero que se puede recorrer.

Antecedentes

En el año 2015 la primera edición del torneo contó con la participación del Atlántico FC, Atlético San Cristóbal, Atlético Pantoja, Atlético Vega Real, Barcelona Atlético, Bauger FC, Cibao FC, Delfines del Este, Moca FC y Universidad O&M. Dicha edición terminó con el Atlético Pantoja como campeón, dejando como subcampeón al Atlántico FC.

Posteriormente en el año 2016 formaron parte los mismos equipos y los resultados finales dejaron como campeón al Barcelona Atlético y como sub campeón al Cibao FC. Asimismo, en 2017 tuvo una final con una gran fanaticada en el Estadio Olímpico Félix Sánchez entre los rivales Atlético Pantoja y el Atlántico FC. El monarca fue el Atlántico FC.

Al arribar el 2018 la LDF se preocupó por evolucionar y fortalecerse para lograr una penetración publicitaria y mediática, además de profesional-técnica como organizador y regulador de los torneos de clubes de primera y segunda división.

Es así como agendaron en el calendario 132 partidos para la serie regular que luego aperturó una “liguilla” con los seis mejores oncenos posicionados en la tabla de clasificaciones, para luego desarrollar una serie semifinal y por supuesto la final. En total se jugaron 152 partidos que tuvieron una aceptación y apoyo sin precedentes.

En este año se corona campeón de la LDF el Cibao Fútbol Club.
En tanto, en el 2019 luego de una larga jornada y batalla profesional de los oncenos, se erigieron como campeones el Atlético de Pantoja quien se enfrentó al Cibao FC y obtuvo la victoria con la diferencia de un gol. Por otro lado, en el año 2020, el equipo O&M FC se alzó con el título con dos goles por uno frente a los Delfines del Este.

La jornada de este 2021 de la LDF se proyecta como la mejor, y a pesar de la nefasta pandemia que azotó el mundo, ha contado con el apoyo económico y moral de la FIFA, además de los patrocinadores locales.

Un detalle importante a desarrollar es que el fútbol local se convierta en aliciete para que turistas que nos visiten, puedan sacar parte de su tiempo para disfrutar de la competencia del circuito. Es un plan de corto, mediano y largo plazo, pero impactaría positivamente en el aspecto económico.

Vale recordar que en 2018, en el torneo de la Liga de Campeones Concacaf Scotiabank, en un partido entre el equipo local Cibao FC y los visitantes “Las Chivas de México”, acudieron 13,000 personas y hubo muchos visitantes aztecas. Ahí se mostró que el país puede montar partidos internacionales. Una meta es lograr tener ese sello de poseer la capacidad de organizar este tipo de juegos.

Por otra parte, el presidente de la FIFA, Giovanni Vincenzo “Gianni” Infantino, el año pasado, en el Foro Económico de Davos, reveló que el fútbol genera 200 mil millones de dólares al aparato económico global.

En el 2018 en la Copa Mundial se crearon 1.5 millones de empleos gracias al evento. Asimismo, la Federación Dominicana de Fútbol posee un presupuesto actual de 238 millones de pesos y el 96% es aportado por la FIFA.

Es un buen momento para el fútbol en el país. Las selecciones lucen a otro nivel, incluso se compite en las eliminatorias del Mundial, un sueño por lograr en un futuro que esperamos no sea muy lejano, y la LDF crece cada día.

El balompié quisqueyano crece, avanza y poco a poco adquiere ribetes internacionales.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.