Un viaje intrépido y divertido en motocicletas

Para el dominicano Ricardo Genao hacer viajes en moto es una filosofía de vida que “quien no la conoce no la puede entender a cabalidad”.
Las personas que aman las motos las tienen como alternativa de transporte al momento de hacer turismo

Las motocicletas son el medio de transporte por excelencia en países como China, India, Tailandia, Indonesia y Malasia, posicionando a Asia como el continente rey cuando de motos se trata. Latinoamérica no se queda atrás. Brasil, Argentina, México, Bolivia y Colombia lideran el ranking de los países que tienen como medio de transporte las motocicletas.

Esta necesidad o amor por las motos también ha llevado a muchas personas a tenerlas como alternativa de transporte al momento de hacer turismo interno o en otros países y ciudades, tal es el caso de Ricardo Genao, quien ha viajado a más de 70 países en los cinco continentes; ama los deportes extremos, como son el enduro y el motocross y como ocio hace ‘touring’ en motocicleta.

Ricardo ha hecho recorridos en moto acompañado de familiares y amigos, tanto en Estados Unidos como en República Dominicana y fue haciendo un viaje por los Pirineos, en automóvil junto a su familia, que dijo lo espectacular que sería hacer ese recorrido en un vehículo de dos ruedas. Tiempo más tarde realizó aquel sueño.

Recorriendo los Pirineos desde el asiento de una moto
“Mis botas vinieron con pelados, porque en las curvas cerradas siempre rozaban el pavimento con las puntas”, así cuenta Ricardo cómo fue hacer, en 11 días, 2,670 kilómetros, donde solo 140 fueron en autopista y los restantes en carreteras secundarias, entre montañas y curvas, subiendo y bajando.

Hacer turismo en moto, con el viento, sol, o la lluvia pegándote en todo el cuerpo, asegura un disfrute diferente de la naturaleza, las vistas, los pueblos y hasta de su gente.

“El día que fuimos al Tourmalet, en Francia, que es el punto más alto de Los Pirineos por donde pasamos, estábamos a 2,500 metros sobre el nivel del mar (por ahí pasa el Tour de Francia), estuvo lloviendo desde que salimos en la mañana hasta que llegamos a la ciudad de Lourdes en la tardecita, con una temperatura de 7 grados centígrados, con mucha neblina, pero no hubo nada que lamentar, todos lo hicimos perfectamente, con las precauciones de lugar…”

Y es que es importante seguir las reglas, mantener medidas de seguridad en carretera. Si vas en grupo, por cada 10 kilómetros de velocidad, debes guardar un cuerpo de distancia entre tú y quien te precede; si alguno va por el carril derecho, el que va detrás debe ir por el lado izquierdo del carril. Esto para asegurar el poder maniobrar la moto si se ha de frenar de golpe. Y algo que no debes obviar es respetar los límites de velocidad legalmente permitidos en cada país, según nos cuenta Ricardo.

El viaje por los Pirineos, Ricardo lo hizo con Motorrad Travel Tours, empresa especializada en este tipo de viajes, que tiene rutas en Europa y Sudamérica. En ese viaje iba un guía delante, estableciendo la ruta con un GPS y era quien indicaba el límite de velocidades de cada lugar, por lo que tenían que aumentar o disminuir según el caso. Es el guía quien establece las paradas para comer, ir al baño, hacer meriendas, tomar agua o echar combustible.

El alojamiento estaba establecido previamente. El recorrido siempre era de día, llegando a los hoteles en la tarde, permitiendo descansar, tener cenas con el chef y como era de esperarse, hacer recorridos por los pueblos visitados tanto en España y Francia como Andorra.

Ropa y equipaje

Las motocicletas tienen tres maleteros para la ropa, en caso de ir dos personas por moto, solo tienen esos tres compartimentos para las dos.

En casos de lluvia hay pantalones, camisas, botas y cascos impermeables, diseñados para que no entre agua por ninguna parte. El material y la calidad de esta vestimenta y accesorios dependerá de tu presupuesto.

“Cada ruta tiene su moto”

La motocicleta dependerá del tipo de carretera que vayas a andar. Si la carretera está sin asfaltar, debe ser una moto liviana, goma delantera aro 21, la trasera de aro 18. Si es para andar en carretera, las gomas delanteras y traseras de la moto serían iguales, aro 17 o 18 y más lisas, que permitan el agarre en el asfalto para que las motos vayan más seguras.

Las motocicletas duales son las apropiadas para las curvas y carreteras de montañas, que tienen aro 21 delante, pero con gomas de calle. Ricardo utilizó una dual BMW 1250GS.

El motociclismo, una filosofía de vida

Ricardo conduce motos hace más de 40 años, lo que considera otro modo de vivir, una filosofía de vida que “quien no la conoce no la puede entender a cabalidad”.

El motociclismo es libertad, comenta. “Al estar al aire libre estás en contacto directo con la naturaleza y el medio ambiente. Con el enduro o monteo más todavía, porque estás totalmente inmerso en el bosque, donde te rozan las ramas, cruzando arroyuelos y mojándote con sus aguas… es totalmente diferente a andar en un carro, porque andas en una burbuja, cerrado, aislado de los ruidos de los pajaritos, del aire, del agua, de todo lo demás”.

Ricardo también rescata como algo importante, la camaradería que hay entre los motociclistas, lo que puede reputarse en una especie de fraternidad.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.