PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

La mayoría de la gente que se suicida son hombres, la mayoría de los indigentes en la calle son hombres, la inmensa mayoría de los que se mueren en las guerras son hombres, la mayoría de los que están en las cárceles son hombres, la mayoría de los que se mueren en accidentes laborales son hombres, la mayoría de los que mueren por crímenes violentos son hombres… y los que tienen menos derechos a la patria potestad de sus hijos son los hombres.

Esta es la realidad avalada por las estadísticas.

No obstante, el movimiento feminista (el de ahora) ha logrado imponer la creencia de que este es un mundo que privilegia a los hombres. Solo porque un grupo de ellos posee la mayor parte de la riqueza. Como si un pequeño porcentaje de hombres sumamente exitosos, representara la estructura de toda una sociedad.

Este feminismo nos dice: “a los hombres se les paga mejor por ser hombres”.

Pero lo cierto es que el éxito económico y social es tan difícil de alcanzar tanto para hombres como para mujeres. Es muy cómodo decir… que si yo como mujer…no he escalado a la posición que creo que merezco…es porque un hombre me la ha robado (la culpa es del machismo opresor…y no de mi propia incompetencia).

Por otro lado, se pasa también por alto el porcentaje de mujeres que no ha tenido sueño profesional o empresarial. Esas que apostaron a formar familia con un proveedor, y garantizaron su sustento y el de sus hijos de esa manera. Nadie les impidió nada “por ser mujer”…simplemente jamás les interesó producir riqueza alguna…

Si comparamos además los salarios por el mismo trabajo de hombres y mujeres sin hijos… las mujeres ganan hasta más. Obviamente, optar por la maternidad las hace menos competitivas (a cambio de algo sumamente valioso para su felicidad, y por lo que optan libremente).

Y en los deportes…jamás genera lo mismo el mundial de fútbol masculino que el femenino, y lo mismo pasa con el tenis. ¿Qué hacemos si los que están dispuestos a pagar, pagan más por ver hombres jugando? En el modelaje los hombres llevan las de perder y no arman un drama.

Las feministas de ahora se empeñan en hacernos creer también que no hay diferencias biológicas entre hombres y mujeres, sino que somos fruto de una “construcción social”. ¡Metan a las mujeres dentro de una mina a ver qué obtienen entonces!…

También quieren que creamos que todos los hombres son machistas despiadados y acosadores. Y claro que existen casos de acoso, y casos de machismo brutal. Pero son aislados, y no justifican la generalización de que todos los hombres son malvados. Como tampoco justifican la creación de instituciones para evitarlo…porque es algo imposible de conseguir (¿o va a llegar la burócrata a meterse en pleito de marido y mujer justo en el momento en que la está acuchillando?).

El movimiento feminista actual no busca obtener derechos (que ya se tienen…a diferencia del siglo pasado cuando las mujeres no podían votar, ni abrir una cuenta de banco). Este de ahora busca obtener privilegios (que te den un trabajo por el simple hecho de ser mujer…aunque no tengas las competencias. Y que por el simple hecho de ser mujer puedas destruir la reputación de un hombre porque dijiste “me acosó hace 40 años” y haya que creerte).

Este movimiento se ensaña contra un grupo de viejitos que va a misa los domingos (indignado por lo que hizo la Inquisición hace 600 años)… pero ni se le ocurre meterse con lo que están haciendo ahora los talibanes en Afganistán.

Es un movimiento cobarde… con enemigos que ya no existen. Pero que está consiguiendo llevarse una tajada de los presupuestos nacionales y envenenar las relaciones normales entre hombres y mujeres. Volviéndolos recelosos los unos de los otros.

Atento al bombardeo mediático de todas sus mentiras, las feministas han logrado su cuota de poder (y de sustento obviamente). En nuestro país, hasta un ministerio les han creado… que dicho sea de paso deberían cerrarlo si de verdad se quisiera hacer algo por la mujer emprendedora. Agobiada con todo tipo de cargas fiscales para mantener este y otro tipo de inventos.

Posted in Opiniones
agency orquidea

Más contenido por Regina del Rio