PUBLICIDAD X
CONTINUAR A ELCARIBE.COM.DO

Los promotores de la reelección diferida de Leonel Fernández han estado muy activos en la oposición utilizando todos los temas para atacar al Gobierno actualizado. Tanto que, al igual que los bateadores novatos, no dejan pasar una bola y por eso muchas veces son “ponchados”. Paradójicamente, hay un tema de sus discursos que brilla por su ausencia y es el narcotráfico, lo que amerita recordar algunas cosas.

Durante el tercer mandato de Fernández, el Encargado de Negocios de Estados Unidos dio declaraciones alarmantes sobre la incidencia del narcotráfico en la economía dominicana.

En el 2009, el entonces presidente Fernández dijo una frase a la que aún muchos estamos buscando la parte que la completa. Afirmó que “el narcotráfico no pasará”, lo que parecía un juego de “complete la frase” en el que podrían surgir varias alternativas como “no pasará desapercibido” o “no pasará de moda”.

En el 2008 el narcotráfico era el tercer delito de mayor comisión en el país, y los siguientes tres años el avance fue tal que llegó al primer lugar, lo que era cónsono con la información ofrecida por la Dirección General de Prisiones de que el 30% de la población carcelaria en ese momento estaba compuesta por apresados por dicho delito.

Hasta el papa Benedicto estaba preocupado por el auge del narcotráfico en República Dominicana, lo que fue afirmado por el nuncio de entonces en una misa oficiada en la DNCD.

Según cifras del Departamento de Estado de Estados Unidos, entre 2007 y 2011 a República Dominicana ingresaban aproximadamente 1,000 millones de dólares anuales producto del narcotráfico. Sin embargo, según datos de la DNCD, en 2010 se decomisó un aproximado de 300 millones de pesos, lo que llama a interesantes cuestionamientos respecto a dónde fue a parar el resto del dinero.

Fue el Atlas Mundial Geographica del 2007, elaborado por 40 Phd contratados por Random House, uno de los primeros en afirmar que el narcotráfico desempeñaba un papel importante en la economía dominicana. En ese momento, dicho planteamiento fue secundado por asociaciones empresariales como la Federación Nacional de Comerciantes de la República Dominicana (Fenacerd), la Asociación de Empresas Industriales de Herrera (AEIH) y la Organización Nacional de Empresas Comerciales (ONEC).

También en 2010 el entonces Presidente de la Asociación Nacional de Jóvenes Empresarios (ANJE), Miguel Roig, fue enfático en referirse al decir el 29 de Marzo que “hay mucho dinero sucio en la economía dominicana, especialmente por el narcotráfico, el lavado y la corrupción”.

A pesar de todo esto, se apuesta al olvido y la mala memoria para tirar piedras con techo de cristal.

Posted in Opiniones
agency orquidea

Más contenido por Leila Mejía